Día 5: Los Angeles-Phoenix-Monument Valley

Trip Start Apr 14, 2011
1
5
12
Trip End Apr 26, 2011


Loading Map
Map your own trip!
Map Options
Show trip route
Hide lines
shadow

Flag of United States  , Utah
Monday, April 18, 2011

"Hoy ha sido el día del paisaje. Hemos visto amanecer camino del aeropuerto de Los Ángeles y nos hemos despedido de las amables palmeras. Un vuelo a Phoenix puntual y sin incidentes. De nuevo me asombra la organización y el civismo. Las familias y los descapacitados tienen preferencia. Nadie pretende colarse. El paisaje ha cambiado radicalmente. La frondosa vegetación y alto grado de humedad californianos han sido sustiituidos por un  paisaje duro y seco: los  deportivos descapotables por todo terrenos y furgonetas. Las palmeras amigas se resisten a abandonarnos y nos acompañan durante unos kilómetros hasta que los cactus orgullosos que levantan un dedo hacia el cielo no se sabe si pidiendo agua o justicia, ganan la batalla y las expulsan. A lo largo de la carretera hay jardines de cactus y un paisaje cambiante. Primero el Gran Cherokee,  que hemos alquilado por tres días, cruza la provincia de Albacete camino de Almería y siguendo una lógica que se nos oculta se convierte en un paisaje  alcarreño para acabar en la montaña que al minuto pasa a ser una tundra. Son kilómetros y kilómetros sin cultivar y sin ganado que se vea. Las casas son pobres y dispersas, no hay núcleos de población importantes. Paramos en un burguer, la gente ya no es glamorosa sino la que vemos en las películas americanas del lejano oeste. Los coches son anticuados. Ya no hay negros. Se ven los típicos vaqueros, corpulentos o no, y los indios apaches. Aparecen las primeras formaciones estratificadas. De vez en cuando algunas casas bajas y modestas, un pequeñó rebaño y algunos caballos que rumian los escasos brotes verdes de primavera. Nos dirijimos a la reserva india. Algunas formaciones  recuerdan las manos retorcidas de los viejos o las pezuñas de un monstruoso paquidermo.
Las tierras empiezan a virar al rojizo. El viento sopla fuerte y hace rodar a los matojos secos. El desierto es una paleta de colores: rojos teja, granates, pardos, anaranjados. A medida que nos adentramos en la reserva india reconocemos con más facilidad los paisajes de tantas películas del oeste. Vamos a pasar la noche al único hotel que hay en Monument Valley, con una arquitectura integrada en el paisaje, gerenciado por indios navajos, de muy buen gusto. Se llama la  vista y hace honor a su nombre. Me crereis exagerada si os digo que uno se queda sin habla ante esos monumentos que la erigido la naturaleza después de muchos siglos de trabajo, pero es la pura verdad. Al atardecer la luz naranja lo envuelve todo y cae una paz ligera que le hace a uno elevarse. Tienes ganas de llorar o de abrazar a alguien ante un espectáculo tan bello y tan puro. Se entiende que los indios adorasen al sol.
Aquí también cenamos, muy bien por cierto, aunque Carlos al final no se decidiese por pedir el filete de búfalo por no aconsejárselo la camarera. El restaurante está acristalado para dejar ver la escena exterior. Luego una vuelta por la tienda con artesanía india y todos a la cama. Mañana hay que levantarse a las 6 para ver amanecer. Yo os diría que la visita de Monument Valley bien vale por sí sola un viaje tan largo como de España hasta aquí. Es uno de los paisajes naturales más bellos que he visto, una de esas cosas que uno desearía compartir con las personas a las que quiere. Las fotos de la reportera gráfica serán en este caso mucho más elocuentes que las palabras de la cronista."

La Abuela

Nota de la reportera: tenemos problemas con la wifi. En cuanto podamos, subimos muchas más fotos y el relato del día 6.
Slideshow Report as Spam

Comments

tibu on

Queridas reporteras,

La ansia me invade al haberse demorado tanto la entrega 5º. Emocionante viaje muy bien reflejado, narrado e ilustrado.

Vuestra lectora más ferviente,

Add Comment

Use this image in your site

Copy and paste this html: